Skip to content

Today's Creation Moment

Dec
04
Oxygen Optional Carp
Psalm 77:14
"Thou art the God that doest wonders: thou hast declared thy strength among the people."
The long, cold winters of Scandinavia not only freeze the lakes, but pile so much snow on the lake ice that no light can penetrate to the cold, unfrozen water beneath. This means that the creatures...
share

Un gran cuento

Romanos 1:21-22
“Ya que, habiendo conocido a Dios, no lo glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias. Al contrario, se envanecieron en sus razonamientos y su necio corazón fue entenebrecido. Pretendiendo ser sabios, se hicieron necios”.

Los evolucionistas dicen que los mamíferos evolucionaron en la tierra.  Sin embargo, hay muchos mamíferos, como las ballenas, que viven en el mar que nunca vivieron sobre la tierra.  La historia de cómo esto sucedió, como es dicho por los evolucionistas, muestra un gran problema que tienen los evolucionistas al explicar inclusive hechos simples.

De acuerdo a los evolucionistas, hubo (alrededor de 45 millones de años atrás) criaturas parecidas a las vacas que vivían cerca de las orillas del mar.  Entonces, a estas criaturas parecidas a las vacas les gustaba comer pescado.  Al pescar, estas cosas parecidas a las bacas con grandes colas podían nadar mejor, coger más peces, y tener más bebés.  Durante millones de años, sus patas desaparecieron, ya que no las estaban utilizando, y sus colas continuaron haciéndose más grandes.  Sus narices se movieron para arriba de sus cabezas, y finalmente, la primera ballena moderna nado en los mares.

¡Esta historia suena como una que el Dr. Seuss se inventaría!  Nunca hemos visto tan extraño comportamiento en ninguna criatura parecida a una vaca.  Y ni siquiera un hueso de cualquiera de estas criaturas jamás se ha encontrado.  Sin embargo esto se llama teoría “científica”.  Ciertamente es difícil imaginar como la historia evolucionista de la ballena pueda ser clasificada como ciencia.  ¡La ciencia podría claramente decir que las ballenas fueron creadas de acuerdo a su propia especie y no de alguna vaca come-peces!

Allí es donde están las cosas hoy.  ¡La historia de la vaca come-peces continúa siendo nada más que un gran cuento!
  

Oración: 
Amado Padre celestial, te agradezco que Tú regales para aquellos que confían en Tu Hijo para su salvación, una nueva mente y la sabiduría divina. Pues veo la necedad de aquellos a quienes les hace falta esto. Ayúdame a crecer en Tu sabiduría. En nombre de Cristo Jesús. Amén.
Notas: 
Bartz, Paul A. 1984. It takes more than this to make a whale transition. Bible-Science Newsletter, Feb. p. 1.