Skip to content

Today's Creation Moment

Oct
22
Created Male and Female
Genesis 6:19
"And of every living thing of all flesh, two of every sort shalt thou bring into the ark, to keep them alive with thee; they shall be male and female."
One of our Creation Moments listeners has written to ask how evolutionists explain the development of male and female. The problem is, if a mutation produced the first male, it isn't likely that...
RSS
share

Hablemos sobre el takin

Proverbios 3:5-6
“Confía en Jehová con todo tu corazón y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos y él hará derechas tus veredas”.

Tiene un cuerpo voluminoso y jorobado como un oso.  Su parte trasera se inclina hacia abajo como una hiena.  Tiene piernas como las de una vaca.  Su cola parece como si se la hubiese prestado una cabra.  Tiene cuernos como los de una bestia salvaje y una cara como la de un alce con paperas.  Algunos científicos piensan que la lana de oro que Jason trajo de Grecia en los tiempos clásicos era de un takin.  Un científico comentó que si el camello fue diseñado por comité, el mismo comité diseñó el takin de las partes que les sobraron.

El takin es un animal grande y ungulado que puede pesar hasta 650 libras y puede tener una altura de un metro cincuenta centímetros hasta los hombros. Viven en los bosques remotos y escabrosos de la China, donde está protegido.  Los takin son animales que se agrupan en manadas que comen plantas.  Los científicos han notado más de 100 especies de plantas que los takin comen.  Un científico sugirió que podría ser más fácil hacer una lista de plantas que los takin no comen.

Parados en sus patas traseras, los takin pueden alcanzar ramas que se encuentran a dos metros cuarenta centímetros de altura.  Ellos empujan árboles delgados para llegar a las hojas.  Y son lo suficientemente grandes como para doblegar un árbol de 15 centímetros y doblarlo hasta poder llegar a las hojas.  Los científicos estaban perplejos porque por algún tiempo nunca vieron ninguna cría de takins en las manadas que apacentaban.  Luego descubrieron que las crías a menudo son cuidadas en una versión takin de una guardería, mientras el resto de la manada sale a socializar y alimentarse.

La imaginación de nuestro Creador no conoce límites.  En su singularidad, el takin glorifica a nuestro Creador Dios.

Oración: 
Padre, Tu imaginación ilimitada ha hecho cosas que no podemos imaginar ni entender. Ayúdame a entender este hecho cuando soy tentado a confiar en aquellas cosas que mi imaginación limitada puede entender en vez de en Tu verdad clara del mundo. En nombre de Cristo Jesús. Amén.
Notas: 
Miller, Julie Ann. 1985. "Observations on a legend: takin in the wild." Science News, v. 128, Aug. 31. p. 148.