Skip to content

Today's Creation Moment

Apr
01
God Shows Us the Earth from Space
Job 26:7
“He stretcheth out the north over the empty place, and hangeth the earth upon nothing.”
The Earth floats in space, attached to nothing, surrounded by a thin layer of air. What science has only just learned, the Bible has taught for thousands of years! Yes, while other ancients pictured...
RSS
share

Oído cíclope

Isaías 55:3
"Inclinad vuestro oído y venid a mí; escuchad y vivirá vuestra alma. Haré con vosotros un pacto eterno, las misericordias firmes a David".

Todos los insectos que escuchan, excepto uno, tienen dos oídos.  Algunos insectos tienen oídos en sus patas, tórax o abdomen.  Sin embargo, todos siguen el mismo principio.  Sus oídos están separados para que puedan localizar la fuente del sonido - excepto en un insecto.

Los científicos siempre pensaron que la mantis religiosa era sorda.  Las 1.700 especies de mantis no tienen ninguna estructura que parezca un oído.  Solo después de un estudio detallado y un gran proceso de experimentación pudieron finalmente los científicos descubrir que la mantis si puede oír.  Posteriormente investigaciones adicionales conllevaron al descubrimiento de uno de los métodos más extraños de oír en todo el reino animal.  

El órgano auditivo de la mantis es difícil llamar oído.  Este es distinto a cualquier otro insecto, la mantis tiene tan solo un órgano para escuchar, ubicado en un surco debajo de su tórax.  El surco en forma de lágrima tiene una cutícula mucho más delgada que otras partes del cuerpo.  Debajo de la cutícula hay una bolsa de aire relativamente grande en cada lado del surco.  Estos bolsos están conectados al sistema respiratorio del insecto.  Cerca de la parte superior del bolso se encuentran los nervios que llevan la sensación del sonido al sistema nervioso.  Los científicos dicen que este órgano auditivo registra frecuencias ultrasónicas.  Cuando los investigadores proyectaron un sonido parecido al de un murciélago hacia una mantis en vuelo, inmediatamente esta empezó un vuelo evasivo para escapar del murciélago que pensó escuchar.  

La creatividad y habilidad de Dios no tiene límite, para hacer lo que sea que Él quiere hacer.  Debemos mantener esto en mente, especialmente cuando alguna autoridad humana nos dice que la Biblia se ha equivocado.

Oración: 
Te alabo y me maravillo, amado Señor, al ver la creación a mí alrededor. Aun cuando alguien utilice la creación para negar Tu existencia, ayúdame a ver más claramente la excelencia de todo lo que Tú has hecho, tanto lo material como lo espiritual. Amén.
Notas: 
Miller, Julie Ann. 1986. "Sensory surprises in platypus, mantis." Science News, v. 129. p. 104.