Skip to content

Today's Creation Moment

Apr
21
The Days in Genesis
Genesis 1:5
“And God called the light Day, and the darkness he called Night. And the evening and the morning were the first day.”
Silently, a huge, powerful form slides through the deep, cold, dark depths of the sea. The men aboard the nuclear submarine have seen neither sun nor daylight for months, yet each one knows what day...
RSS
share

¿Diamantes en el cielo?

Mateo 6:19, 21
“No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el moho destruyen, y donde ladrones entran y hurtan…porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón”.

Imagine – innumerables toneladas de diamantes, virtualmente libres de ser tomadas.  Tal riqueza es cosa de leyenda.  Pero ahora esto podría ser una realidad.  El único enganche es que estos diamantes, si es que existen, están bajo una presión atmosférica tan alta como seis millones de veces a la presión de la tierra, y la temperatura podría ser más de unos apacibles 12.000 grados (F).  Estas son las condiciones que se piensan existen en los planetas Urano y Neptuno. Contrario a sus más tempranas especulaciones, los científicos ahora creen, que simples moléculas no podían existir en formas normales en estos planetas.  Esto puso fin a la especulación concerniente de que había vida en evolución en estos planetas.  Las grandes presiones, junto calor extremo, fuerzan a todos los átomos de carbón a comprimirse en diamantes.
    
¿Por qué crearía Dios todos esos diamantes en un lugar donde no le hacen a nadie ninguna gracia?  El hecho, es que Dios sabe que la riqueza material nos da muy poco.  Nosotros los seres humanos empezamos a darnos cuenta de este hecho, cuando descubrimos que toda la riqueza del mundo no tiene sentido si nadie nos ama o se preocupa por nosotros.
    
Nuestro Creador es la única fuente de la verdadera riqueza.  A través de Su Hijo Jesucristo, Él trae las riquezas del cielo a los más pobres entre nosotros.  Él trae a sus hijos paz que no puede ser destruida, ni por la zona de guerra más caliente y otorga vida que nunca tiene fin.  Usted puede aprender más acerca de estas riquezas, en las páginas de la Biblia, las que traen para usted tanto beneficios temporales como eternos.

Oración: 
Amado Padre celestial, enséñame a poner el valor correcto – Tu valor – en todas las cosas y luego buscar el valor verdadero a través de Tu instrucción en las Santas Escrituras. En nombre de Cristo Jesús. Amén.
Notas: 
“Bejeweled planets?” Science 81.