Skip to content

Today's Creation Moment

Dec
03
Oxygen Optional Carp
Psalm 77:14
"Thou art the God that doest wonders: thou hast declared thy strength among the people."
The long, cold winters of Scandinavia not only freeze the lakes, but pile so much snow on the lake ice that no light can penetrate to the cold, unfrozen water beneath. This means that the creatures...
share

Plantas y animales hidráulicos

Job 15:8
“¿Oíste tú acaso el secreto de Dios? ¿Está limitada a ti la sabiduría?”

La hidráulica es parte de nuestra vida diaria.  Los líquidos, tal como el líquido de freno utilizado en su carro, no puede ser comprimido así que cuando usted presiona el pedal del freno ese líquido puede ser forzado a un cilindro dentro de los mecanismos de freno pegados a sus llantas.  Todas las máquinas hidráulicas funcionan de igual manera debido a que el líquido utilizado fluirá fácilmente a las áreas donde hay menos presión.

Nuestro Creador hizo un gran uso de los principios hidráulicos en muchas de Sus creaciones.  Tenemos huesos rígidos y utilizamos líquidos para expandir y contraer nuestros músculos para doblar y estirar nuestras piernas.  Pero la araña, por ejemplo, no tiene un esqueleto rígido así que utiliza músculos para doblar sus patas y luego bombea líquido en su pata para estirarla.

El muérdago enano norteamericano acumula presión hidráulica igual a aquel encontrado en una llanta de camión con el propósito de catapultar sus semillas a una distancia de casi 50 pies (15.2 metros) a una velocidad cercana a 60 millas (80.5 kilómetros) por hora.  El cohombrillo amargo encontrado en el área del Mediterráneo utiliza el mismo principio para propalar sus semillas hasta cuarenta pies (12 metros).

A menos que usted piense que el sistema de frenos de su carro llegó a diseñarse por casualidad y fuerzas naturales, no tiene sentido creer que las arañas y otras plantas y animales llegaron a ser sin un Diseñador y Creador.

Oración: 
Amado Señor, constantemente quedo asombrado por la excelencia técnica de Tu creación. Te pido que más científicos también queden sorprendidos, y lleguen a la conclusión natural que Tu eres Dios. De este entendimiento, ayúdales a estar abiertos a escuchar lo que Tú has hecho por ellos y todos nosotros a través de Tu Hijo, Jesucristo. En Su Nombre. Amén.